LATINOS EN LA MIRA DEL LAPD

0

Los Angeles estuvo en titulares nacionales en los pasados tres meses: El alcalde de la ciudad de Los Angeles Antonio Villaraigosa planeó el despido de miles de trabajadores de la ciudad y el cierre de Departamentos de la Ciudad. El Consejo de la Ciudad de Los Angeles consideró la recomendación del Representante Administrativo Miguel Santana de descanzar a 616 policías de Los Angeles que estaban a prueba, y cancelar la contratación de 103 más, ahorrando $69.3 millones, ya que el presupuesto del año pasado se quedó corto con $98 millones.

El jefe de la policía de Los Angeles Charlie Beck, quien ha estado en esa posición solamente desde noviembre del 2009, le dijo a la prensa que está en el proceso de transferir a 350 oficiales de unidades especializadas a servicio en patrullas. De acuerdo a la Liga de Protección de la Policía de Los Angeles, la cual representa a los oficiales del LAPD, esto se debe a la dráztica reducción de empleados civiles en el departamento de policía. El Presidente de la Liga Paul M. Weber dejó claro que “el reducir el número de policías en la ciudad amenaza con crear una crísis en la seguridad pública.”

De manera simultanea, la nación estuvo embelesada mientras Anderson Cooper de CNN pasó el mes de marzo reportando sobre las pandillas en los vecindarios de Los Angeles, la capital de las pandillas en la nación, enfocándose en el área Hollenbeck, donde la violencia pandilleril ha plagado la ciudad por generaciones: donde miles de hombres y mujeres jóvenes son miembros de las pandillas, donde los residentes viven con “disparos, intimidación, asesinato y miedo…donde las balas directas claman las vidas de inocentes…donde más de 30 pandillas se pelean por dominar en lo que para la policía es un solo distrito.” Es ahí donde Milton Bueno vió como su hijo Steven era asesinado sin poder ayudarlo el 9 de septiembre del 2009 en un tiroteo relacionado con pandillas en autos en movimiento. El homicidio permanece sin resolverse.

Por todo esto es que los activistas gays y lesbianas vieron con asombro los reportes en los noticieros nocturnos sobre una conferencia de prensa del LAPD el 12 de marzo del 2010. El LAPD citó a la conferencia para anunciar el arresto de 90 hombres. No miembros de pandillas, no hombres armados con pistolas, sino hombres que de común acuerdo tenían sexo escondidos en las densamente cubiertas veredas del Parque Elysian – al lado de la Academia de Policía de Los Angeles.

Robert Holguin, de las noticias en Canal 7, apropiadamente dijo que “la gente teniendo sexo en los parques ciertamente no es algo nuevo, pero el LAPD dice que ya que se ha convertido en un gran problema aquí en el Parque Elysian, es un asunto de ‘comunidad plaga.’” De acuerdo con Holguin, el LAPD reportó que este crimen sin víctimas es “tan prevalente que daña la integridad de la comunidad. El LAPD dice que va a acabar con esto.”

Ningún miembro de la prensa gay o lesbiana estuvo presente en esa conferencia de prensa organizada por el LAPD. Este evento marca una separación de la dirección que llevaba el jefe de la policía anterior, William Bratton, quien se aseguró de tener una relación positiva con la comunidad GLBT. Cuando miembros de la comunidad preguntaron por qué los hombres “gays” estaban siendo blanco de estos arrestos, el entonces Subjefe del LAPD Sergio Diaz dijo que “el creciente número de hombres que vienen al Parque Elysian buscando sexo anónimo ha alertado al Escuadrón a lanzar este tipo de ‘operaciones para remorder la conciencia.’” Y el anuncio más impactante vino del Subjefe Sergio Diaz:

“Es muy común que estos hombres son hombres casados quienes no se identifican a si mismos como gays, muchos de estos hombres son hispanos, muchos solamente hablan español.”

De acuerdo con Holguin del Canal 7, quien fue invitado a acompañar a los oficiales y filmar los arrestos, el LAPD defendió sus acciones alegando no ser actos de acoso o discriminatorios: “El LAPD dice que la comunidad gay no está siendo el blanco, que se están dirigiendo a aquellos que están teniendo sexo en parques públicos.”

La conferenica fue concertada por el Vice Supervisor de Escuadrón, una lesbiana fuera del closet, Sgt. Lisa Phillips. Cuando se le preguntó sobre por qué usar a oficiales bajo su control para ir “como civiles” pretendiendo ser gays, Phillips respondió, “No voy a inventar excusas para justificar el enforzamiento de la ley, no tengo por qué hacerlo y no lo voy a hacer, la comunidad está dando a conocer sus preocupaciones alto y claro.”

Northeast esta próxima al área Hollenbeck, y ambas áreas tienen fama de su alta actividad pandilleril. La Sgt. Phillips explicó el uso que hace de los valiosos recursos policiacos dedicándolos a atrapar hombres entre los arbustos en el Parque Elysian: “Nada me gustaría más que enfocarme en otras actividades ilegales, pero mientras esta actividad continúe, tengo la obligación para TODOS los ciudadanos viviendo y trabajando en NOE Los Angeles. Toda la gente tiene el derecho de disfrutar los parques sin encontrarse con gente teniendo sexo, pisar condones sucios, servilletas llenas de excremento o paquetes de lubricante vacíos.”

Sin embargo, en septiembre del 2005, una investigación independiente hecha por observadores de derechos humanos de Amnistía Internacional le dijeron al LAPD que parara estas redadas y el enforzamiento selectivo y discriminatorio teniendo como blanco a hombres que tienen sexo con hombres. Esta organización que ha ganado el Premio Nobel de la Paz ha documentado numerosos casos de abuso policial contra la comunidad GLBT por parte de el LAPD. El reporte histórico se titula “EN MURO DE PIEDRA: Abuso Policial y Mala Conducta Contra Gays, Lesbianas, Bisexuales y Personas Transgénero.” El reporte documentó que aunque el porcentaje de hombres teniendo sexo con mujeres en público se estimó en 90 a 1 comparado con los hombres que tienen sexo con hombres, las estadísticas de arrestos hechos por el LAPD fueron completamente el opuesto: Cuando se trata de tener sexo en un lugar público, un hombre que tiene sexo con otro hombre hay 90 veces más probabilidades de ser arrestado por el LAPD que un hombre que tiene sexo con una mujer.

Como fue reportado por el investigador Justin Mazzola:
“En Los Angeles tanto la Comisión Christopher y defensores han retado qué tanto se apega el LAPD a las quejas del público como una justificación para el enforzamiento de la Sección 647(a), notando que los arrestos raramente se basan en quejas actuales hechas por gente común.”

El reporte de Amnistía Internacional contradice la declaración de la Sgt. Phillips que, “No me preocupa el status migratorio de alguien, la pregunta nunca ha surgido.” Y en el 2005 Amnistía escribió:

Amnistía Internacional también está preocupada por reportes indicando que en Los Angeles la policía está enfocándose en áreas donde se reporta que latinos inmigrantes se reunen para enforzar la conducta inapropiada.”

El LAPD ha caido en muchas contradicciones sobre este enforzamiento que se dirige a hombres latinos en el parque.

La Sgt.Phillips dijo que la meta de su ‘operación remordimiento de conciencia’ era un intento por llegar a aquellos VIH positivos y quizás disuadirlos de que no se comprometieran más. El HIV/SIDA está nuevamente en aumento, me gustaría poner de mi parte para parar eso.” Sin embargo, el LAPD le dijo a la prensa cual era la queja principal: “En uno de esos parques por muchas veredas, la tierra está cubierta de docenas de condones usados.” Los educadores de VIH comentan que independientemente de las circunstancias, cuando hay la presencia de condones usados, esto indica la práctica de sexo seguro.

Victor Martínez, Director de los programas de Bienestar, “La Voz de la Comunidad Latina,” un Servicio en la Comunidad Latina y Organización de Defensa que provee investigación sobre VIH/SIDA, programas de prueba y prevención en Los Angeles condenando el uso de estas operaciones llevadas a cabo por el LAPD, declaró que la educación y prevención del VIH/SIDA nunca se logra mediante los arrestos.

“La criminalización de actividad sexual siempre trae consecuencias no deseadas,” dijo Michael Weinstein, presidente de AIDS Healthcare Foundation (AHF), la más grande organización de combate al SIDA en los Estados Unidos. “Esto es tan solo una pequeña hoja de higo sobre una larga historia de abuso por estos escuadrones.” Sobre la declaración del LAPD de que estos arrestos por conducta inapropiada eran “un intento por llegar a aquellos VIH positivos y con la esperanza de disuadirlos para que no se comprometan” en sexo inseguro, Weinstein respondió:

“En general, el temor y la vergüenza no son los mejores motivadores para hacer que la gente practique sexo seguro, y la práctica de tender trampas empaña nuestras libertades civiles.”

En una segunda contradicción, la Sgt. Phillips sugirió que debieron usar lugares alternativos para reunirse: “Ahora existen alternativas que no existían antes.” Dijo que los arrestados debieron haber usado los clubs o barras gays. Aun más, ella confirmó las declaraciones del Subjefe de Policía Diaz: Es verdad que muchos de los arrestados son latinos y se identifican a si mismos como heterosexuales y casados con hijos.” Los activistas latinos señalan que estos hombres no visitarían un lugar conocido por ser gay.

Tercero, para justificar los cientos de horas que la policía pasó en la ‘operación remordimiento de conciencia,’ Phillips le dijo a Los Angeles Times que solamente envió dos oficiales, una vez por semana, por solamente dos horas, al parque. Phillips le dijo al Times que los 90 arrestos ocurrieron en un periodo de diez meses. Como se reportó en la página 14 (la primera página de noticias) de Frontiers, 3/24/10-4/6/10, Phillips le dijo a la reportera Karen Ocamb que, “la policía dice que han hecho más de 90 arrestos en los últimos 12 meses…” Sin embargo, el Subjefe de Policía del LAPD Sergio Diaz contradijo a Phillips, al decirle al Canal 7: “El LAPD dice que han habido 90 arrestos en el Parque Elysian desde enero de este año.” Lo importante es que, si Diaz dijo la verdad, entonces estos arrestos comenzaron hasta que William Bratton dejó su posición como jefe del LAPD.

Por último, el LAPD declaró que el propósito de tener una conferencia de prensa fue un intento por llegar a la comunidad latina, y de acuerdo a la Sgt. Phillips: “Gay, heterosexual, bi, o cualquiera que sea su orientación sexual no es lo que nos preocupa. Nuestra preocupación es parar esta actividad o al menos un intento por abatirla.” Amnistía Internacional comentó sobre usar la prensa o televisión para divulgar estos arrestos por conducta inapropiada:

“Estas operaciones logran muy poco para evitar la actividad sexual en estos puntos en la mira, independientemente de si los medios son alertados sobre los arrestos o no.”

Amnistía Internacional, profesionales en educación y prevención del VIH/SIDA, y políticos de West Hollywood y San Francisco (quienes también rechazan el uso de oficiales encubiertos en favor de personal uniformado por quejas sobre actividad sexual) defienden el uso de métodos alternativos tales como poner letreros de advertencia, incrementar la iluminación, cortar o remover los arbustos, y patrullar el área por personal uniformado como un mejor método para “parar la actividad sexual sin recurrir a prácticas humillantes y abusivas.”

Esta no es la primera vez que alguien de esta unidad del LAPD ha sido atrapado con sus pantalones abajo. El 20 de noviembre del 2005, el jefe de esta división del LAPD en Hollywood invitó a Fox News a acompañarlos durante una ‘operación de remordimiento de conciencia.’ Matt, de 38 años, un residente de West Hollywood, uno de los hombres arrestados entonces, dijo que mientras manejaba, se le acercó un chico bien parecido que usaba pantalones de mezclilla, y quien le sonrió. Cuando Matt estacionó su auto, el hombre dijo, “Hey,” y caminó hacia un camino oscuro. Cuando Matt siguió al hombre, una patrulla de inmediato lo rodeó y dos oficiales salieron y gritaron, “Estás arrestado!” Matt le dijo a los oficiales de West Hollywood: “Tenían equipo de video, grabando todo el proceso. Fue humillante.”

Oficiales de West Hollywood investigaron quejas de arrestos fuera de la ley, y determinaron que los oficiales del LAPD entraron a la ciudad de West Hollwood y se enfocaron en hombres gays usando oficiales de policía jóvenes, guapos, con buen cuerpo, usando ropa ajustada, y que estos oficiales engañaron a los hombres para que los siguieran a un callejón oscuro donde los hombres eran arrestados por oficiales del LAPD, alegando que los hombres habían expuesto sus genitales. Cuando los oficiales de West Hollywood visitaron el callejón durante la noche, determinaron que debido a que el lugar carecía de iluminación, no era posible que un oficial hubiera visto a una persona bajarse los pantalones.

Lo que más molesta a los oficiales de West Hollywood, incluyendo a miembros del Consejo de la Ciudad, es que la Ciudad de West Hollywood prohibe, por reglamento, el uso de policía encubierta para tales arrestos debido a que se considera una ‘trampa.’ West Hollywood solamente asigna autos patrulla especialmente marcados y oficiales uniformados para evitar estos encuentros. De acuerdo con el antiguo alcalde de West Hollywood Steve Martin, “La experiencia en West Hollywood nos indica que las patrullas de policía visibles son más efectivas para evitar conducta inapropiada que los arrestos hechos por escuadrones. West Hollywood ha tenido tremendo éxito al usar vehículos de policía especialmente marcados para evitar conducta inapropiada.”

John Durán, Concejal Latino de la Ciudad de West Hollywood quien es también un defensor de asuntos relacionados con VIH/SIDA, no está de acuerdo con la declaración de la Sgt. Phillips, “Gay, heterosexual, bi, cualquiera que sea su orientación sexual, eso no es lo que nos preocupa. Nuestra preocupación es parar esta actividad o al menos un intento por abatirla.” De acuerdo tanto con Martin como con Durán, ambos abogados representando a hombres arrestados por conducta inapropiada, los arrestos del LAPD hacen poco para parar estos encuentros o actividad sexual. “Representando y defendiendo personas en casos de conducta inapropiada,” declara Martin, “por experiencia sé que ellos jamás le dirán a nadie que fueron arrestados. Por lo tanto no se correrá la voz en la comunidad sobre los engaños del LAPD.” Martin señala que el uso de oficiales guapos, jóvenes, con ropas civiles, probablemente incrementará estos paseos buscando sexo:

Los recientes arrestos hechos con la operación remordimiento de conciencia también violan la propia política del LAPD de acuerdo a normativas establecidas en el 2000. “El LAPD ha escogido enforzar las leyes contra personas que son o son percibidas como gays o lesbianas en un modo más estricto y duro que contra personas que no lo son,” dijo Myron Dean Quon, un abogado con el Fondo para Educación y Defensa Legal de Lambda, una de muchas organizaciones que defienden los derechos civiles y quienes presionan a la Comisión de la Policía de Los Angeles para establecer una comisión independiente para investigar sus reclamos de que la policía selectivamente enforza las leyes para acosar a hombres gays y mujeres lesbianas. En respuesta, el departamento de policía creó Fuerza Contingente para Trabajar en Casos de Conducta Inapropiada” bajo la supervisión del Subjefe del LAPD Scott LaChasse – ahora Jefe de Policía en Burbank – quien sirvió como Vice Coordinador de Departamento. La Fuerza Contingente incluyó miembros de la comunidad GLBT, de organizaciones GLBT y de lucha contra el VIH/SIDA, asi como oficiales de policía abiertamente gays y lesbianas.

Esta nueva Fuerza Contingente del LAPD recomendó un acercamiento con la comunidad para resolver cualquier queja sobre conducta inapropiada, determinando que los arrestos por conducta inapropiada no resuelven el problema y no es efectivo usar los recursos de la policía para esto.

En la conferencia de prensa, la Sgt. Phillips le dijo a la prensa que ella recibía al menos dos quejas por semana sobre actividad sexual en el parque. La reglamentación del LAPD manda que un supervisor recibiendo una queja debe llenar una Forma 3.18 del LAPD por cada queja. De acuerdo con la misma Phillips, el área Northeast tendría entre 24 y 96 Formas 3.18 del LAPD en archivo.

Richard Zaldivar, el fundador y director ejecutivo de The Wall/Las Memorias Project, llamado un “Héroe Local” por LatinoLA, quien se refiere a él como el “activista líder en prevención del VIH/SIDA en la comunidad latina,” también creó el Monumento al SIDA, el primer monumento al SIDA fundado publicamente en la nación. Zaldivar estuvo presente en la conferencia de prensa del LAPD y pidió al LAPD que diera pruebas documentadas de esas quejas. Ni una sola de esas quejas fue citada o leida en la conferencia, y hasta la fecha, no se ha proveido con una sola de esas quejas.

El Concejero de la Ciudad de West Hollywood Durán señala que historicamente el LAPD ha usado “quejas de conducta inapropiada” para atacar a la comunidad gay. Con frecuencia los mismos oficiales del LAPD “llaman” con sus quejas anónimas para justificar sus operaciones de remordimiento de conciencia.

Durante la operación de remordimiento de conciencia del 2006, el Teniente latino a cargo del Escuadrón en Hollywood y el Capitán del área también dijeron que el LAPD estaba respondiendo a numerosas quejas hechas por “gente decente.” El Teniente insistió que sus hombres nunca iniciaron contacto, pero que los hombres gays de manera rutinaria se acercaban a sus oficiales – incluyendo a aquellos en completo uniforme de policía – y sin ninguna provocación, exponían sus genitales.

El Especialista en Crímenes de Odio y Violencia Doméstica de West Hollywood Rich Ryan demandó prueba de quejas de la comunidad y detalles específicos de los arrestos. Aunque esto fue rechazado por el Vice Teniente, debido al involucramiento de oficiales adicionales de la Ciudad de West Hollywood, el Asistente del Jefe del LAPD Jim McDonnell – ahora Jefe de Policía en Long Beach – intervino, y el Vice Teniente admitió que de los 27 hombres arrestados, en solamente dos ocasiones los oficiales vieron a más de un hombre involucrado en cualquier actividad sexual.

El Vice Teniente declaró que los arrestos hechos por oficiales en ropa civil fueron usados solamente como “último recurso.” Sin embargo, Rich Ryan presentó un documento interno del LAPD donde se reporta que los arrestos hechos por el personal “continuaban con el blanco” los hombres gays en el área. Bajo la presión de oficiales de West Hollywood, el LAPD admitió que los arrestos de diciembre del 2005 fueron parte de una respuesta a una “Queja Principal” iniciada en enero del 2001 – cuatro años antes!

Esta práctica del LAPD también fue identificada por Amnistía Internacional: Comentarios a Amnistía hechos por oficiales del LAPD sugieren que las quejas podrían mantenerse abiertas de manera indefinida.”
Líderes comunitarios GLBT y de VIH/SIDA se sienten asombrados de que el LAPD escoja atacar a hombres que tienen sexo en los arbustos del Parque Elysian, especialmente luego de que el LAPD admitió: “Han habido 8 reportes de asalto y robo en los últimos nueve meses. Todos en el Parque Elysian y todos contra hombres solos.” El LAPD no ha podido proveer una respuesta a la pregunta de por qué ellos no están usando oficiales en ropa civil para arrestar a ladrones y miembros de pandillas en el parque, en lugar de atacar un crimen sin víctimas.

El Escuadrón de Northeast está planeando expander sus operaciones remordimiento de conciencia a dos parques adicionales en áreas altamente pobladas por latinos. De acuerdo con el reportero de Canal 7 Holguin, “La policía dice que los ‘delincuentes’ casi siempre son hombres.” En adición a continuar con estas operaciones en el Parque Elysian, la unidad a cargo va a comenzar a enfocarse en los hombres tanto en el Parque Griffith como en el Parque Sycamore Grove.

Por Mitchell Grobeson

Share.

About Author

Comments are closed.