Eugenia León

0

De México para el Mundo

Por: Alberto Orozco

Eugenia León es una pieza clave en el rompecabezas de la música mexicana de todos los tiempos. En 1985 reconfortó a México luego del fatídico terremoto de ese año, al darle a México el triunfo en el prestigioso festival internacional OTI. Eugenia se presentará el 14 de diciembre en The Soraya en Northdrige, con ese motivo fue que tuve una agradable charla con la gran Eugenia León.

Alberto: Un gusto que hagas un tiempecito en medio de la grabación de tu disco para tener esta charla.

Eugenia: Hemos andado del tingo al tango dando conciertos, terminando mi nuevo disco que se llama Los Cuatro Vientos. Es Volumen 1 y Volumen 2, tiene de un lado la música norteña y por otro lado música ranchera y regional mexicano. Del lado ranchero tenemos la presencia del mariachi Flor de Toloache. Del lado norteño está Don Lalo Mora, Invasores de Nuevo León, El Potro, entre otros. El disco va a estar saliendo en diciembre, muy bien colocado para las compras de diciembre, ya hay dos sencillos en plataforma digital, uno es Mi Funeral, y el otro es Frente a Frente. Una norteña y otra con mariachi.

Alberto: A lo largo de tu carrera has cantado canciones de diferentes géneros musicales, desde rancheras hasta tango…el bolero ha sido tu fuerte. ¿Es el bolero el género con el que te ves más identificada?

Eugenia: Mira, yo cada cosa en donde me he introducido a aprender y a descubrirme a mi misma con diferentes géneros, lo hago como si fuera lo último y lo más grande de mi vida. Pero si yo te dijera qué música al escucharla me brincan las neuronas del corazón, es la música norteña. Yo vengo de Tlalnepantla, Estado de México y recuerdos de niña se quedaron muy fijos con respecto a conjuntos norteños que cantaban afuera de una cantina, yo pasaba por ahí, escuchaba eso y me brincaba el corazón. Cuando cumplí 15 años llegué de la escuela, había habido un pleito entre mis papás y no me hicieron ningún festejo, me fui a casa de un tío, mi tío Abel que era muy lindo, me dice “hija, ¿qué tienes, por qué estás tan triste?”, “es que hoy cumplo 15 años y mis papás se pelearon y no me hicieron nada”, y me dice “espérame tantito, ahorita vengo”, en 15 minutos ya estaba de regreso con un conjunto norteño, que tocó toda la tarde, fue mi chambelán y estuvimos bailando. Sí, hay una razón familiar, emotiva…pero también, de la música mexicana, aunque no la cante, la música norteña y la música de la huasteca, de todas las zonas, me pega altísimo, la música jarocha también. Pero así que me saque las lágrimas lo norteño y lo huasteco.

Alberto: Mira que bonita historia, por lo regular para las muchachitas mexicanas es muy importante el día de sus 15 años.

Eugenia: Pues sí hombre, pero mi tío salvó la situación, y me dejó como recuerdo un amor muy especial por lo norteño.

Alberto: Comenzaste tu carrera con tu primer disco ASÍ TE QUIERO en 1983, pero el gran salto fue haber ganado el prestigioso Festival OTI en 1985. ¿Recuerdas las motivaciones y entusiasmo por participar en el festival?

Eugenia: Bueno, el primer disco que hice en el 82 tiene una historia, ocho años antes ya estaba cantando, con el grupo Victor Jara y con otro conjunto, con ellos ya estaba saliendo de giras, ya sabía lo que era estar en escenarios diversos, no era la cantante ya llamada Eugenia León, sino hasta que el grupo en el que estaba se desbarató y yo ahí propuse hacer un disco, en 1984 grabamos el disco Luz, que duró muy poco tiempo a la venta, era el tiempo en que lo que yo hacía me resultaba el mercado muy raro, no me identificaba con un género, estaba yo en el claustrasismo cuando junto con otras compañeras cantantes me reuní con varias personas dentro de la música porque nos estaban promoviendo como cantantes y nos invitaron a participar en un festival, yo dije “a mi me da miedo esto, yo no pretendo estar ahí”, era una plática para entrar al festival OTI, nos dijeron “no se preocupen muchachas, de todos modos las van a descalificar, ya con que las vean una vez el público estamos adelantando en la promoción de sus carreras”. Empezamos a mandar canciones, nos las rechazaban todas, ya la última como por no dejar dijimos “echemos El Fandango Aquí”, y fuimos ganando una eliminatoria tras otra, se fue calentando el ambiente, en los concursos hay muchas pasiones, nos decían que teníamos cara de comunistas, fue muy aleccionadora esa presentación. Con los años, veo que la gente que sufrió el terremoto de 1985 a 36 años de lo que pasótodavía me cuentan sus historias particulares de lo que pasó, eso vale para mi por todo lo que pasamos bien o mal, que el pueblo de México nos recuerde, los que estaban sufriendo esa situación, que una canción y una cantante que subió les dio un poco de aliento.

Alberto: Has grabado 30 álbums, el más reciente ROSA ENCENDIDA, háblanos de este disco.

Eugenia: Sí, Los Cuatro Vientos, que es el disco en el que estoy trabajando es el disco número 31. Yo creo que lo más apasionante que le pasa a un artista aparte de subirse a un escenario es grabar un disco, es una cosa muy especial, es una emoción muy particular el hacer un disco, creo quelos artistas siempre debemos estar encima de eso, grabar, grabar, porque los públicos cambian, un público que te sigue no se va a quedar con la historia de hace 35 años, sino que hay que renovarse y hay que seguir. Así ha sido para mi, en esta caminata amorosa que hago por la música de México.

Alberto: Tus discos son completamente versátiles, grabaste incluso EUGENIA LEON INTERPRETA A CRI-CRI, un disco maravilloso (con la Orquesta Sinfónica de Baja California). Se siente que lo disfrutaste al grabarlo.

Eugenia: Totalmente, es que la música de México es muy diversa, la música de México se ha expresado no siempre a través del folklore, y el maestro Francisco Gabilondo Soler, a quien tuve la fortuna de conocer en 1990, que fue el año en que él falleció, el poder hablar con él, el poder llegar a su pensamiento, me hace acercarme a un montón de canciones que me acompañaron durante mi niñez, sobre todo cuando me levantaban a las 7am, estaba oscuro, tenía frío, como todo niño, iba a una escuela de monjas, una cosa horrenda…yo recuerdo que me estaba atando las agujetas de los zapatos y como que mi mamá estaba cocinando y escuchaba (en la radio) el minuto de Cri-Cri, que era una canción completa, ya eso me cambiaba la mañana, me sentía reconfortada con las canciones de este gran compositor mexicano. Deberas que le debemos tanto, tantas generaciones, espero que no se pierda, porque ahora los chicos tienen una oferta muy amplia, no siempre la mejor. Se necesita imaginar las canciones, visualizar.

Alberto: Has grabado más de 40 duetos, ¿puedes mencionar algunos que te han resultado especialmente gratificantes?

Eugenia: Bueno, pues para mi uno de los duetos gratificantes es Ramón Vargas, escucharlo me provoca y me provocó siempre unas ganas de llorar porque es una voz verdaderamente hermosísima. Lila Downs porsupuesto que también, el dueto con ella siempre es poderoso, conmovedor. De los discos que he grabado hay mucha gente, Carla Morrison, también es alguien a quien admiro mucho. Natalia Lafourcade, Julieta Venegas, Fernando de la Mora, Regina Orozco, me quedo corta porque he grabado mucho disco y en programas de televisión en una de esas tuve la suerte de grabar con el grupo Jaguares (ahora Caifanes). En la serie Acústico de Canal 22 tuve la suerte de cantar con mucha gente.

Alberto: Sin duda alguna tu participación en televisión ha sido algo importante para ti. ¿Que viene a tu mente cuando te menciono el progra de televisión ACUSTICO?(canal 22, de 2003 a 2006)

Eugenia: Pues en ese momento sí, por la televisión educativa, y después también fue el programa Tocando Tierra, que fue toda una una experiencia de vida muy grande, porque estar donde se construye una marimba, donde se hacen las jaranas en veracruz, el haber estado en Oaxaca, el haber cantado con el grupo Pasatono, me quedo corta con ese programa porque a la gente le gustó, y para mi fue confirmar verdaderamente la grandeza cultural de México, y siempre he creido que las personas modestas, sencillas, son las que sostienen esta patria, siempre se levantanlas señoras a barrer las calles, a echar sus tortillas, eso es lo que hace grande este país. Para mi ha sido el refrendar mi amor por esta patria nuestra.

Alberto: Te vas a estar presentando el 14 de diciembre aquí en Los Ángeles, en The Soraya, una noche que le han puesto NOCHEBUENA. ¿En qué va a consistir esta noche?

Eugenia: Bueno, el espectáculo comienza con el Ballet Folklórico de Los Ángeles, esta compañía hace la primera parte, luego del intermedio el Mariachi Garibaldi hace una parte y de allí entro yo a cantar con ellos. No está planeado como música navideña, sino canciones que todos conocemos, canciones que grabé en este nuevo disco. Será una noche muy bonita y muy completa, daremos un canto por México, por la humanidad, por el amor, un canto que nos haga emocionar y gritar, porque así somos los mexicanos.

Share.

About Author

Comments are closed.