Amor vida Spa May

0

El amor de madre, el rechazo materno.
Por: Jorge Díaz, MSW Clinical Social Worker
jorge-artmando@hotmail.com

El mes de mayo ya está aquí. Algunos estarán preparando esos cuerpecitos para Long Beach Pride, mientras otros quizás están tristes por este mes muy sentimental y otros estarán con sus madres celebrando no solamente el día de la madres, sino también la celebración de poder vencer el rechazo materno. Debe ser muy difícil y doloroso no ser aceptado o amado por nuestras madres simplemente porque somos gays o bisexual. Que lección tan más cruel saber que la persona que nos dio luz, que nos enseñó a caminar y hablar, que básicamente nos cuidó desde el primer día en este mundo nos pueda rechazar porque somos diferentes, porque nos identificamos como hombres gays o porque amamos o tenemos relaciones con otros hombres. Ese rechazo rompe esa fuente de amor y apoyo entre madre e hijo. Qué triste que la sexualidad o temas relacionados con ser gays pueda romper esa fuente de amor incondicional. ¿Cómo es posible que una madre rechace a su hijo? ¿Cómo es posible que nuestro “estilo de vida” pueda más que el amor de madre? ¿Qué les impide poder amarnos y aceptarnos? ¿Qué es lo que les duele al tener un hijo gay o bisexual? Muchas madres están en desacuerdo con nuestro “estilo de vida,” ¿cuál estilo? ¿los antros, las drogas, el sexo, los festivales y todas las aplicaciones gay en nuestros teléfonos? eso no es ser gay, y eso no es nuestro estilo de vida. Cada uno de nosotros tenemos que realizarnos como hombres gays y definir ese estilo de vida e identidad. Tenemos que educar a nuestras madres ya que somos más que un “estilo de vida.”

Para esos chicos que han sido rechazados por sus madres, los invito a que continúen su camino de sanación. Encuentra la ayuda necesaria para poder lidiar con este doloroso duelo. Te recomiendo que encuentres las herramientas para poder lidiar con esta dolorosa experiencia de abandono. Este duelo es difícil, y nadie lo debe enfrentar solo. Encuentra la ayuda para fortalecer tu fuente de apoyo y amor. No tengo palabras de consuelo, lo que si me atrevo a decirte es que tu madre te quiere pero no puede demostrarlo. Tu madre te ama y desea estar en tu vida, pero el miedo o sus conceptos de nuestra comunidad le prohíben poder ser tu amiga y fuente de apoyo. Y para las madres que aún no pueden aceptar a sus hijos, las reto a que se eduquen sobre este tema y sobre nuestra comunidad. Que reflexionen en el daño que les hacen a sus hijos. Las invito a que procesen sus miedos, tabues y mensajes o creencias religiosas o culturales que les impide amar a sus hijos incondicionalmente. Finalmente, quiero darle las gracias a mi madre, y a todas las madres que nos aman y aceptan tal y como somos sus hijos.

Share.

About Author

Comments are closed.